Enero 2021: la peor ‘cuesta’ para las mujeres trabajadoras
En mi radar
Enero 2021: la peor ‘cuesta’ para las mujeres trabajadoras
Ana, integrante del colectivo Mujeres de la Tierra, elabora tortillas en Milpa Alta, CDMX. CLAUDIO CRUZ / AFP
Si no puedes leer esta columna, la leeré por ti.

En enero solo se crearon poco más de 47,919 empleos nuevos pero se perdieron más de 883 mil (entre formales e informales). Además, 9 de cada 10 personas que perdió el trabajo fueron mujeres.

Para poner un poco en contexto estas cifras, en enero -que fue además el mes más letal de toda la pandemia- cada hora se perdieron 1,188 empleos mientras se creaban solo 63. 

La tasa de desempleo subió en un solo mes (entre diciembre del año pasado y enero último) de 3.8% a 4.7%. 

Según los últimos datos del IMSS, sólo entre diciembre y enero se perdieron 79,320 empleadores, personas que generaban al menos un trabajo bajo su cargo.  Y del padrón de patrones también se perdieron otros 1,372 en la base de datos del Seguro Social. 

Recuperar los números pre covid (ya sea de trabajo formal o informal) podría demorar hasta tres años, si es que no tenemos nuevos picos o nuevas olas de contagio en el país. 

Además del aumento del desempleo, en enero se incrementó el número de personas subocupadas (que trabajan menos horas al día) son unas 7.8 millones de trabajadores, unos  281,000 más que en diciembre pasado. 

Estos son los peores datos en una década.

Y fue enero. ¿Alguien escuchó algún plan oficial en febrero para revertir estos datos? ¿Se ha adelantado algún plan de apoyo a las miles de personas que tuvieron que cerrar sus negocios -esos patrones que ya no tiene el IMSS- o para los trabajadores, para sos 800 mil que no tienen que hacer desde hace dos meses?

Y nuevamente, tampoco hay un plan para las mujeres quienes han sido las más afectadas por la crisis: eran la mano de obra intensiva de los sectores más golpeados (turismo, restaurantes, comercio a la calle), tuvieron que sumar las tareas no remuneradas del hogar, la escuela en casa y hasta el cuidado de familiares enfermos en la pandemia (75% de la carga familiar). 

“En la pandemia creció la brecha laboral y creció la desigualdad”, me dice Mónica Flores, presidenta de ManpowerGroup para Latinoamérica.

Según un estudio de McKinsey de este año, a nivel global los empleos femeninos son 1.8 veces más vulnerables a esta crisis que los empleos de hombres: si bien suman 39% del empleo mundial representaron el 54% de la pérdida total de puestos de trabajo.

Pero en este mismo informe de McKinsey hay un dato muy preocupante en tiempos de crisis multifactoriales como la actual (donde se combina cuestiones sanitarias, con fenómenos sociales y económicos): según una Encuesta Mundial de Valores, 1 de cada 6 encuestados en países desarrollados dijo que los hombres tienen más derecho a un trabajo que las mujeres cuando los empleos son escasos. El sondeo es de 2021 (no del siglo XIX). 

La situación es dificil. 

La cuesta de enero en México ha sido una fatalidad. Pero para las mujeres ha sido incluso una prueba de que la equidad sigue siendo un deseo, una política que suena bonito en discursos pero que sigue latente, y frágil ante cualquier crisis. 

¿Escucharon algún plan de ayuda para mujeres desempleadas o con alta carga familiar en México? A lo mejor yo solo tengo ‘estos datos’ y me faltaría conocer los ‘otros datos’.