La entrevista y la boda: Santiago Nieto y sus dos polémicas salidas
Santiago Nieto, dejó un segundo cargo en el gobierno federal en menos de un lustro. Foto: Especial

Santiago Nieto suma dos polémicas salidas del gobierno federal de manera consecutiva en poco más de cuatro años: la primera, durante el sexenio de Enrique Peña Nieto, y la segunda, con su reciente renuncia a la Unidad de Inteligencia Financiera (UIF) con Andrés Manuel López Obrador, como presidente.

El 20 de octubre de 2017, Santiago Nieto fue destituido de su cargo como titular de la Fiscalía Especializada para la Atención de Delitos Electorales (Fepade), luego de denunciar que había recibido presiones por parte del exdirector de Petróleos Mexicanos (Pemex), Emilio Lozoya Austin, para declararlo inocente y ofrecerle una disculpa pública por vincularlo con el caso Odebrecht.

La Fepade había abierto un expediente sobre Emilio Lozoya, poco después de que se conocieran las denuncias de tres exdirectivos de la constructora brasileña que lo acusaban de haber recibido 10 millones de dólares en sobornos cuando era el coordinador de Vinculación Internacional del candidato del PRI en 2012, los cuales habrían financiado la campaña presidencial de ese año.

El 18 de octubre, el periódico Reforma publicó que Santiago Nieto acusó que fue presionado por Lozoya Austin.

“Me envió una carta diciendo que quiere que yo haga un pronunciamiento público sobre su inocencia y me envía un currículum diciéndome quién es su papá, quién es su mamá, en dónde estudió. Nunca entendí esta parte”, dijo Nieto, según consignó el diario Reforma. El padre de Emilio Lozoya es Emilio Lozoya Thalmann, un veterano priista que fue secretario de Energía en el sexenio de Carlos Salinas de Gortari.

“Creo que esta carta refleja en gran medida la impunidad, es decir, el planteamiento de que ‘soy una figura pública. La autoridad se tiene que disculpar’. Esto es lo que me parecía particularmente grave”, añadió la entrevista publicada por el medio.

El 20 de octubre, la entonces Procuraduría General de la República (PGR) indicó que Nieto fue destituido por “transgredir” el código de conducta.

Santiago Nieto respondió en su cuenta de Twitter: “Soy un hombre de leyes. Creo en el Estado Constitucional de Derecho. Acudiré al Senado en términos de la Constitución”. Luego, el abogado de formación desistió de la impugnación tomada por Alberto Elías Beltrán, entonces titular de la PGR.

Posteriormente, ofreció una entrevista para Televisa, en la que negó haber sido blanco de presiones y dio a conocer parte del audio de la entrevista que le hizo Reforma.

El arribo y renuncia de Santiago Nieto al gobierno de AMLO

El 22 de mayo de 2018, Santiago Nieto apareció en un evento en Jalisco junto a López Obrador, cuando el tabasqueño era candidato presidencial por Morena. El hecho causó revuelo ante la escandalosa salida de Santiago Nieto meses atrás del gobierno peñista.

“Vengo como especialista en materia electoral y me encuentro aquí presente para mandar un mensaje de que casos como el de Odebrecht no se pueden presentar en la historia del país”, dijo Nieto a los medios.

A su vez, el precandidato sostuvo que los sumó para que se “castigara a los que compran votos, a los que obligan a la gente a votar por un partido, por un candidato”.

Tras el triunfo de AMLO, Santiago Nieto se integró a la UIF de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público desde el primer día del nuevo gobierno, el 1 de diciembre de 2018.

A lo largo de estos años, Nieto Castillo participó en los casos de más alto perfil que la Fiscalía General de la Reṕublica abrió en contra de funcionarios de la pasada administración: los casos contra Emilio Lozoya, la exsecretaria Rosario Robles, el gobernador de Tamaulipas Francisco Javier García Cabeza de Vaca, entre otros.

También en este periodo versiones de prensa lo perfilaron como candidato a gobernador de su natal Querétaro e incluso a suceder a Alejandro Gertz Manero en la FGR.

Foto de AMLO y Santiago Nieto quien presentó su renuncia
AMLO sumó a Santiago Nieto en la campaña de la elección de 2018. Foto: Especial

El freno al tren de Santiago Nieto, de 48 años, comenzó este sábado 6 de noviembre, después de la polémica que giró en torno a su boda con la consejera del Instituto Nacional Electoral (INE), Carla Humphrey, celebrada en Guatemala y que derivó en un escándalo que también propició la salida de la secretaria de Turismo de la CDMX, Paola Díaz Félix, quien fue retenida con el dueño de El Universal, Juan Francisco Ealy Ortiz, por supuestamente no haber declarado el ingreso de 25 mil dólares al país centroamericano.

Este lunes 8 de noviembre, el presidente López Obrador calificó de “escandaloso” el evento de los funcionarios federales, y llamó a los servidores públicos a manejarse con austeridad.

”Es un asunto escandaloso, aún cuando se trata de un evento privado, los asuntos públicos en México son cada vez más públicos y se sabe más de los asuntos privados”, dijo al respecto el presidente López Obrador desde su conferencia matutina en Palacio Nacional.

Por la noche, un breve comunicado informaba que Pablo Gómez relevaba a Santiago Nieto por órdenes del presidente.

Minutos después, Santiago Nieto publicó un tuit en el que afirmaba que él presentó su renuncia en medio de las críticas que generó su boda.

Antes de que pudiera afectarse al proyecto, por las críticas derivadas de actos de terceros relacionados con un evento personal y transparente, preferí presentar mi renuncia como titular de la UIF, Mi lealtad es con el Presidente López Obrador. Mi amor para Carla Humphrey Jordan”, escribió.