Síguenos

 

Nacho Lozano
FrancoTirador

El feminicida y nosotros

Nacho Lozano

Esta es La-Lista de frases, dichos, informes y datos alrededor de un caso que conmocionó a México: el feminicida serial de Atizapán. Y que debería hacernos responsables.

i
feminicida Atizapán
Especialistas buscan restos de más víctimas en el domicilio ubicado en Atizapán, Edomex. Foto: FGJEM.

Recibe en tu correo el newsletter de La-Lista

Se llama Andrés, por aquello de la presunción de inocencia las autoridades lo bautizaron con el apellido “N”, tiene 72 años y fue detenido en su casa en Atizapán, Estado de México, acusado de cometer decenas de feminicidios. Sus vecinos lo creían un hombre amable, su caso es para estudio con los más altos estándares científicos. Aún no se sabe a cuántas mujeres mató y por qué. En una audiencia dijo:

“Quince, creo que fueron quince″, nomás imaginen el tamaño del monstruo cuando “cree que fueron quince”. Parece que fueron más de quince durante varios años en que escondió sus crímenes.

También en una audiencia, según crónicas, Andrés “N” desenfadado dijo: “Ya ni modo lo que pasó”, se refiere a cómo engañó a mujeres, las torturó, las mató, las desmembró y luego las desapareció, “uno no sabe las consecuencias de lo que hace”. Eso en cuanto al feminicida confeso. ¿Y nosotros? 

Te recomendamos: El presunto feminicida de Atizapán, normalistas y Chile: #LosTemasDeLaSemana con Ixchel Cisneros

Parece que durante años también evocamos ese “Ya ni modo” cuando, con desinterés (y durante años), ciudadanos y autoridades pasaban de largo cuando de noticias y expedientes de feminicidios se trataba. 

¿Qué responsabilidad tenemos nosotros con los delitos cometidos por los feminicidas de México que están detenidos o andan sueltos? Creo que mucha, porque si los feminicidios se volvieron la epidemia mexicana desde hace décadas, es, en buena media, porque la impunidad sigue rondando el 90% de los delitos denunciados. 

Pocos hicieron algo por detenerlos, el resto siguió su vida como si nada. Las violencias contra las mujeres se volvieron (a)normalidad. La apatía de los mexicanos y la impunidad en las fiscalías han sido las mejores aliadas de los feminicidas.

Las colectivas de mujeres protestaban y los medios de comunicación (salvo excepciones) se distraían discutiendo pendejadas como si un grafiti en Reforma o un parabús roto era la mejor manera de exigir que los feminicidios se detuvieran. 

Regresamos a La-Lista de datos:

“Las excavaciones”, sí, porque la casa del feminicida se ha vuelto un infernal sitio para arqueólogos, antropólogos, genetistas y más especialistas que revisan la tierra y encuentran cabellos, huesos y tejidos de mujeres, “aún siguen con los peritajes para determinar cuántas mujeres fueron asesinadas en los últimos años y enterradas en su domicilio”, publicó el periodista Antonio Nieto.

No te pierdas: Un joven es detenido por el feminicidio de Jacivi Alejandra en Ciudad Juárez

“En el cateo que se realiza en la casa del sujeto imputado”, imputados (con “e”) del coraje estamos ahora todos, “hemos encontrado desgraciadamente diferentes indicios humanos: restos óseos, ropa de mujer, credenciales de elector y otros elementos que nos hacen suponer que pudiese ser un feminicida serial”, dijo Dilcya García, fiscal de Delitos de Género en el Estado de México, el estado donde es mortal ser mujer. Un estado en el que ninguna autoridad ha sido capaz de garantizarle vida a las mujeres.

Hoy sabemos que al feminicida lo cambiaron de cárcel para cuidar… su vida:

Había, al parecer, sufrido un atentado, creo que le querían ahí también privar de la vida dentro de ese centro penitenciario. No se tenían las medidas de seguridad necesarias, entonces la directora solicitó hoy audiencia para que fuera trasladado a otro centro preventivo”, declaró en entrevista radiofónica Sergio Baltazar, abogado de la familia de Reyna González, de 34 años, presunta víctima del monstruo de Atizapán.

“La decisión fue tomada con base a distintos estándares como edad, tipo de delito y su situación legal actual de procesado”, confirmó luego en una tarjeta informativa la Secretaría de (presunta) Seguridad mexiquense.

Te puede interesar: El supuesto feminicida de Atizapán es cambiado de penal

Las excavaciones han ubicado: 1,137 restos óseos, 12 teléfonos celulares, 12 chips, 28 videocasetes y un video VHS.

Para ser Franco, nosotros también somos responsables morales por esos feminciidios. Por eso hay que ver, re ver, compartir y recomendar trabajos documentales esenciales como este en que colaboró La-Listahttps://la-lista.com/las-sobrevivientes/

También te puede interesar

México

Fernanda Sabalza fue asesinada hace un año en Tlalnepantla, Edomex, y hoy su padre marchó para reclamar resultados en el caso.

Género

Zarina Casandra Olivares, hermana de “Polly”, publicó un video en el que afirma que su familia tiene "esperanza en la justicia y en que...

Género

El joven llegó a la fiscalía a la 19:40 horas, acompañado de su padre y de sus representantes legales del bufete Espinoza y Asociados.

Cultura

'Mujeres de letras, 101 autoras esenciales' llega tras siglos de represión de los términos femeninos por parte de la Academia Francesa.

Publicidad