Un informe de mentiras
En contraste

Es Senadora de la República, presidenta de la Comisión de Derechos Humanos; recientemente nombrada Vicecoordinadora del Grupo Parlamentario de Acción Nacional, es la primer mujer en ocupar ese cargo. Twitter: @kenialopezr

Un informe de mentiras
López Obrador estuvo acompañado de Beatriz Gutiérrez en el mensaje de su informe. Foto: Presidencia

Este 1 de septiembre nuevamente fuimos testigos de un informe lleno de mentiras y palabrería del presidente Andrés Manuel López Obrador. Lamentablemente no incluyó hechos ni resultados.

Descaradamente alardeó sobre máximos históricos. Y claro que los tiene, pero en violencia, pobreza, muertes y desabasto de medicinas.

En dos años y nueve meses de este gobierno han desaparecido 22 mil 979 personas, el 25% de los registrados desde 1964. Del primero de diciembre de 2018 al 31 de agosto de este año, han sido víctimas de homicidio doloso 94 mil 324 personas. Según el último informe oficial del Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública, hasta julio de 2021 han muerto 2 mil 622 mujeres y niñas por feminicidio.

Hay 55.7 millones de personas en situación de pobreza, tan solo en el último año incrementaron 3.8 millones más. Pero la precarización de los servicios no acaba ahí, 35.7 millones de personas carecen de acceso a los servicios de salud, lo que representa un incremento de 12% con respecto al 2018.

Desde Palacio Nacional se prioriza un aeropuerto y una refinería, pero se invisibiliza la violencia en contra de las mujeres. Hasta la fecha no se ha dado un solo dato sobre los presupuestos para los refugios que atienden a mujeres víctimas de violencia doméstica. La infancia también se encuentra en el olvido. No podemos olvidar que por un capricho presidencial, 329 mil niñas y niños se quedaron sin estancias infantiles.

Dentro de su discurso, le dedicó unos cuantos párrafos a la contingencia sanitaria. Habló de una estrategia de vacunación eficiente, sin embargo, cada día se vacunan a menos personas y tan solo el 36.24% de la población mayor de 18 años tiene un esquema completo. Todo eso ante la lacerante muerte de más de medio millón de personas por covid.

Este gobierno ha sido negligente. En plena pandemia tenemos el peor desabasto de medicamentos. Las niñas y niños con cáncer sufren porque no cuentan con sus medicinas. También padecen de ello las personas con enfermedades crónico-degenerativas. Mientras tanto, en el discurso presidencial no escuchamos una sola palabra de cómo van a solucionar este problema.

Entre el aplauso de sus empleados, López Obrador habló de libertades y de no censura en este gobierno. Durante su mandato se han asesinado a 44 periodistas y 79 personas defensoras de derechos humanos. Afirmar que no existe la censura cuando todos los días desde su palestra estigmatiza la labor periodística es no tener conciencia. No hay peor censura que acabar con la vida de una persona y silenciar su voz.

Este gobierno se ha caracterizado por “sus propios datos”, por tener una realidad alterna, por mentirle al pueblo de México con un país que no existe. Este 1 de septiembre no fue la excepción.