A 10 años de su fallecimiento rinden homenaje al legado de Miguel de la Madrid

Con un llamado para que la década de los años ochenta sirva de experiencia frente a los retos actuales que enfrenta México, familiares, políticos y empresarios se reunieron para conmemorar el décimo aniversario luctuoso del expresidente Miguel de la Madrid Hurtado (1934-2012) y recordar su legado.

Al presentar la plataforma Los 80, México y Miguel de la Madrid, Enrique de la Madrid Cordero, hijo del político y ex secretario de Turismo, resaltó que actualmente México se encuentra en inmerso en una serie de crisis, por lo que se requiere que todos los mexicanos reflexionen sobre el rumbo que requiere tomar el país.

“Queríamos traer ese México de los ochenta, mostrar cómo se dieron los cambios que explican el México de hoy, una época muy difícil pero que al mismo tiempo nos muestra que las crisis son las oportunidades para cambiar. Estamos en una crisis y los mexicanos tenemos que reflexionar juntos en un ambiente de diálogo y de respeto sobre cuál es la nueva dirección que debemos tomar”.

De la Madrid Cordero destacó que se tiene que tomar la experiencia de lo que ocurrió en el pasado para “cambiar de rumbo”, aseguró que, aunque actualmente el país atraviesa por muchos retos, pero también hay muchas oportunidades que pueden traducirse en inversiones para México.

“Que nos sirva la experiencia de los ochenta, para ver que el rumbo por el que vamos no es correcto, no perdamos el tiempo buscando enemigos. Nuestros enemigos comunes son la inseguridad y la pobreza. Aprovechemos lo que funciona y cambiamos lo que no. Hagamos ajustes para tener una economía que crece”.

A 10 años de su fallecimiento rinden homenaje al legado de Miguel de la Madrid - enrique-de-la-madrid-1280x1020
Enrique de la Madrid destacó que se requiere un diálogo para superar la crisis que vive el país. Foto: @edelamadrid

Apertura comercial: Principal legado

Valeria Moy, directora general del Instituto Mexicano para la Competitividad (IMCO), resaltó que durante su sexenio Miguel de la Madrid cambió las estructuras al sentar las bases del México moderno. Consideró que su principal legado fue la entrada de México al mundo comercial, al ingresar en 1985 al Acuerdo General sobre Aranceles Aduaneros y Comercio (GATT), lo que permitió que más adelante se negociaran otros acuerdos como el Tratado de Libre Comercio.

“Ese acuerdo comercial le permitió a México agregar más valor y mejorar las condiciones de vida. Nos convertimos en un país comercial. Ese el gran legado de Miguel de la Madrid, sentó las bases para un México más moderno, más relacionado con nuestro entorno”.

Durante el homenaje realizado en el Club de Industriales estuvieron presentes los hijos del ex presidente: Miguel, Margarita, Gerardo, Federico y Enrique de la Madrid Cordero. También acudieron políticos como Alejandro Moreno, Beatriz Paredes, Emilio Gamboa, Francisco Labastida y Federico Reyes Heroles.

¿Quién fue Miguel de la Madrid?

Fue un abogado y político mexicano que gobernó México entre 1982 y 1988, período en el que se presentó una de las mayores crisis económicas del país que se combinó con los efectos del terremoto de 1985. Aplicó una serie de medidas entre las que destacan la apertura comercial, así como una economía mixta con rectoría del Estado.

Fue un estudioso de la historia, admirador de José María Morelos y Pavón y conocedor del Derecho. En materia política impulsó la descentralización del gobierno, fortaleció los municipios, la división de poderes y el federalismo. Además, creó instituciones como el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI).

Miguel de la Madrid sentó las bases para que México tuviera una economía más abierta a los flujos comerciales en un contexto de creciente globalización. Le tocó enfrentar los efectos de fenómenos naturales como los de la erupción del volcán Chichonal, en Chiapas (1982), los terremotos de 1985 y el huracán Gilberto (1988), lo que permitió iniciar la construcción del sólido Sistema de Protección Civil con el actualmente cuenta el país.

No te pierdas:

Enrique de la Madrid: El reto de un presidente no es ser popular, sino que se te agradezca a tu salida