Alerta en guarderías por el virus Coxsackie
Foto: Envato Elements

En los últimos días, el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) alertó que en sus guarderías hay presencia del virus Coxsackie al que también se le conoce como Enfermedad de manos, pies y boca. “Es muy contagiosa y se propaga a través del contacto de persona a persona con las gotitas respiratorias (que contienen partículas de virus) cuando una persona infectada tose o estornuda; o por el contacto con superficies y objetos contaminados”, explican los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades de Estados Unidos (CDC, por sus siglas en inglés).

¿Qué es el virus Coxsackie?

Es una infección producida por una variedad del virus Coxsackie que causa llagas dolorosas en la boca y sarpullido. Los pequeños menores de cinco años son los más afectados. Se presenta con mayor frecuencia en verano y otoño, detalla el IMSS.

La Secretaría de Salud informa que el pico máximo de contagio se presenta a los dos años de edad y se transmite en lugares donde la convivencia es muy cercana, como en las guarderías.

El doctor Juan Carlos Carrera explicó que la también llamada Enfermedad de manos, pies y boca es generada por un virus de la familia de los enterovirus, el cual es el virus Coxsackie A 19, que afecta en mayor medida a los peques desde bebés hasta los cuatro o cinco años, por ello es muy común que en las guarderías se hable de él.

“En lugares de concentración es donde más está presente este virus, por ello todas las mamás con niños en guarderías han escuchado sobre la Enfermedad de manos, pies y boca. Es altamente infecccioso pues se contagia mediante la saliva, la secreción de las ampollas que genera este padecimiento y también por el contacto con las heces”.

Síntomas del virus Coxsackie

Si tu pequeño presenta estos síntomas puede estar contagiado de este virus:

  • Sarpullido rojo en las manos y pies (que puede convertirse en ampollas e incluso aparecer en otras zonas como el área genital)
  • Llagas en la boca
  • Fiebre
  • Dolor de garganta
  • Malestar general
  • Falta de apetito
Vídeo: Comunicacion Social Secretaria de Salud

No te pierdas: Costras en la cabeza del bebé: ¿qué son?

¿Cómo se contagia el Síntomas del virus Coxsackie?

El virus está presente en secreciones de la nariz, saliva, mucosidad y en el líquido de las ampollas. Se propaga por la tos, estornudos, contacto directo con la persona enferma, a través de las heces, contacto con objetos contaminados como juguetes, cubiertos, etc. “El contagio se presenta en los primeros tres días de contacto y después de ese tiempo aparecen los síntomas”, indica la Secretaría de Salud.

El Departamento de Salud de Nueva York detalla que los síntomas como fiebre, falta de apetito, escurrimiento nasal y dolor de garganta pueden aparecer entre tres y cinco días después de la exposición al virus. Aparecen ampollas, generalmente en las manos, los pies y la boca entre uno y dos días después de los síntomas iniciales.

“La persona es contagiosa al aparecer durante los síntomas iniciales y puede continuar contagiando la enfermedad hasta que las lesiones ampollosas de la piel desaparezcan. Se sabe que el virus se sigue eliminando en la materia fecal durante varias semanas”.

Los CDC de Estados Unidos detallan cómo se puede transmitir el virus Coxsackie:

  • Tener contacto con las gotitas respiratorias que contienen partículas de virus después de que una persona enferma tosa o estornude.
  • Tocar a una persona infectada o tener otro contacto cercano como besarse, abrazarse o compartir tazas, vasos o cubiertos.
  • Tocar las heces de una persona infectada, como cuando se cambian pañales y luego tocarse los ojos, la nariz o la boca.
  • Tocar objetos y superficies que tengan el virus, como las manijas de las puertas o los juguetes y luego tocarse los ojos, la nariz o la boca.

Este organismo aclara que es muy difícil que se transmita el virus Coxsackie al tragar agua de las albercas. Solo puede contagiarse si el agua no está adecuadamente tratada con cloro y esté contaminada con las heces de una persona que tenga la enfermedad de manos, pies y boca.

Alerta en guarderías por el virus Coxsackie - children-g770ccbb65_1280-1024x682
El virus Coxsackie es muy contagioso. Foto: Pixabay

Tratamiento para virus Coxsackie

Al tratarse de un virus, la enfermedad de manos, pies y boca no se trata con antibióticos, si tu peque presenta síntomas lleva a tu pequeño con el médico para que le brinde el tratamiento adecuado.

Aunque no hay un tratamiento específico para el virus Coxsackie, la Secretaría de Salud recomienda:

  • Bañar a los niños con polvos coloides para controlar las molestias del sarpullido y llagas.
  • Consumir líquidos fríos y lácteos.
  • Evitar la toma de jugos ácidos porque pueden provocar dolor.

¿Cómo prevenir el virus Coxsackie?

Para evitar la transmisión de esta enfermedad tan contagiosa la fundación Nemours Kids Health recomienda:

  • Medidas básicas como el lavado de manos, en especial después de cambiar pañales.
  • Utilizar cubiertos individuales.
  • Evitar saludar de beso.
  • Estornudar en el ángulo interno del antebrazo.
  • Los niños que se sientan enfermos o tengan fiebre deben ser aislados del grupo hasta que la fiebre desaparezca.

Esta organización señala que no existe una vacuna contra este virus, por lo que la mejor manera de prevención es el lavado de manos.

Alerta en guarderías por el virus Coxsackie - hand-washing-2021-08-29-23-18-12-utc-1024x683
Lavarse las manos es la mejor forma de prevenir esta enfermedad. Foto: Envato elements

Este artículo se publicó originalmente en Baby Creysi. Puedes verlo aquí.

Por qué están apareciendo repentinamente casos de la viruela del mono